Refugio Nasro Maluk, La Cruz

El Refugio Nasro Maluk de la comuna de La Cruz se caracteriza, al igual que los Refugios de Limache y Quillota, por acoger a las niñas más pequeñas de nuestra fundación. La residencia está en la zona centro de La Cruz, en un lugar que destaca por su belleza y tranquilidad en el sector más urbanizado de esta comuna rural.

Este Refugio se inauguró el año 1995 con el nombre de “Santa Teresa”, luego de que la propiedad fuera donada a la fundación por un matrimonio altruista, compuesto por don Francisco Havlicec y doña Francisca Vizcaya. En un comienzo nació con la misión de recibir a niñas de zonas cercanas y también a las pequeñas del desaparecido hogar Santa Ana, de la localidad interior de San Pedro, el cual pertenecía al Obispado de Valparaíso y cuyo inmueble debía cerrar por su mal estado.

El año 2014 y luego de haber acogido con amor a numerosas generaciones de niñas una nueva historia comenzó a escribirse para este Refugio. El deseo de la fundación de mejorar la calidad de vida de las niñas de esa residencia, instalada en un antiguo inmueble de estilo colonial, comenzó a materializarse con la construcción de un nuevo recinto. Gracias a la generosidad del filántropo porteño Nasro Maluk el sueño comenzó a concretarse, con la edificación de un moderno y confortable Refugio que cuenta con todo lo necesario para el óptimo desarrollo de las niñas. Así el Refugio Santa Teresa, inaugurado en octubre de 2015, pasó a llamarse Refugio Nasro Maluk, en honor al benefactor que hizo posible cumplir este sueño.

Directora: Carolina Arancibia Tapia